MÁS DE 25 ASESINATOS IMPUNES

MUNICIPÌO AUTÓNOMO DE SAN JUAN COPALA-OAXACA

 

POR CAIDES[1]

 

Los intereses de grupos paramilitares y de la burguesía, quienes han sido la esencia en estos últimos meses en Oaxaca, como parte del capitalismo salvaje que vive América Latina, hace su presencia de nueva cuenta: este 5 de agosto del 2011 asesinaron a tres compañeros triquis, grupos como el Movimiento de Unificación y Lucha Triqui con su Partido Unidad Popular (MULT-PUP) y Unidad de Bienestar Social para la región triqui con el Partido del la Revolución Institucional (UBISORT-PRI) han asesinado a más de 25 compañeros desde que San Juan Copala decidió el camino de la autodeterminación de sus recursos, desde entonces han implementado una guerra en contra de quienes se pronuncien, apoyen, actúen para llevarla a cabo.

El 5 de agosto del 2011 asesinaron cerca de Agua Fría Copala a Francisco Merino Ramírez, José Luis Ramírez Hernández y Álvaro Jacinto Cruz, quienes apoyaban el proyecto de autonomía y tenían relación con los principales líderes del  movimiento. Los cuerpos de los compañeros se velaron en el palacio del gobierno el 6 de agosto y parte de la mañana del 7, para que el gobernador Gabino Cué y los habitantes oaxaqueños, así como turistas, miraran que no es mentira, la existencia de paramilitares como MULT-PUP y UBISORT-PRI.

La mayoría de la gente asombrada de la presencia de los cuerpos, se enojaba y expresaba: “Nunca más volveré a votar”, “Todos los partidos son iguales”, “MULT asesino”, “Paramilitares asesinos”. El apoyo de la gente era notorio, pero desde  muy temprano la policía municipal empezó a hostigar a las y los compañeros triquis, antes ya había amenazado con detenerlos, de girar órdenes de aprehensión en su contra, entre otros atropellos a sus derechos de manifestación.

Cerca de las 2 de la tarde una mujer se acerca al micrófono, algunos habíamos ido por comida, la mujer pide rezar oraciones, se realiza un rosario, cuando termina dice que se llevarán a los cuerpos para dar una vuelta alrededor del zócalo; pero nuestra intuición dice algo, no ¿porqué se los llevan?, nos inmovilizamos, nos quedamos a un lado del féretro de José Luis, quien desde la muerte pareciera decir no me moverán, pero nunca falta quien intervengan, nosotros nos quedamos y si no fuera porque nos piden solidaridad para llevar unas cruces con los nombres de los diferentes compañeros triquis asesinados, nadie nos movería de ahí, así que seguimos a las compañeras, gritamos consignas: ¡Ni perdón, ni olvido, castigo a los asesinos!, ¡Fuera paramilitares de MULT.PUP, UBISORT-PRI!, ¡Copala vive, la lucha sigue!, entre las mujeres hay niñas y niños, también las hay embarazadas.

Todo ha sido una trampa, a nuestros muertos se los llevaron y no nos permiten entrar al zócalo de Oaxaca, hay una valla de hombres vestidos de civil, con perfil de militar quien nos impide el acceso, las mujeres quieren saber qué está sucediendo, del otro lado se encuentra el plantón, su hogar de un año desde el desplazamiento, comienzan los golpes; estamos en el derecho de manifestarnos, así que gritamos una consigna que aprendimos no hace mucho: “!Artículo noveno de la constitución, tenemos del derecho a manifestación!” y no sabemos si fue esto o la presencia de otros compañeros y de medios de comunicación que denunciarían lo sucedido, se rompe la valla y se escucha el grito de su jefe diciendo déjenlas..

Policías desinfectando el lugar- 7-agosto-2011-CAIDES

Fotos, tomadas por CAIDES. 7-agosto-2011

Entramos al zócalo pero en la esquina se encontraba otro grupo de policías y militares estos si con uniforme, así como de otras agrupaciones de la policía que querían según ellos desinfectar al plantón, por cuestiones de salud, pero si era esto ¿porqué mandan, a estas agrupaciones?, ¿en su contrato está que se encargan a desinfectar lugares por contaminación de cuerpos putrefactos?, ¿no debería de haber otras personas especializadas, en caso de que esto existiera?, ¿algunos profesionistas de la salud?, que si se encontraban pero que no eran ellos los de la valla, ni quienes realizaban el trabajo de desinsectación..Aunque siendo las 2 de la tarde los cuerpos como habían sido preparados en la autopsia, no despedían ningún olor estupefacto. Así que bueno fuera que el gobierno local y federal se preocuparan por cumplir las medidas cautelares y si de salud se trata, de proporcionar a las y los compañeros mínimo sanitarios, agua potable para que cuenten con una salud satisfactoria y  no vallan enfermar de alguna gastrointestinal u otras, como la conjuntivitis y la epidemia de piojos que en meses anteriores se hizo presente en mujeres y niños…

La impunidad sigue y ahora como en los tiempos de Ulises Ruíz,  el Secretario de Seguridad Pública del Estado: Marco Tulio López Escamilla, dice que hubo “gente externa: ellos no son triquis y los tenemos bien identificados y ubicados, sólo falta la actuación del juez”[2], pues claro saben que existimos, saben que el Comité por la Defensa  y Justicia para el Municipio Autónomo de San Juan Copala no tiene porque ser conformado sólo por triquis, saben que cumpliremos un año y somos una piedrita para ellos…Su objetivo principal es seguir desviando cuál es el problema de fondo: la existencia de grupos paramilitares en la región. Ya no pueden seguir ocultando su alianza con ellos, sus intereses políticos, capitalistas, esa es la cuestión y ahora giran órdenes de aprehensión a quienes exigen JUSTICIA, AUTONOMIA, REGRESO DE LOS DESPLAZADOS, así todos somos testigos de la historia de represión, explotación, violación a los derechos humanos  y del incumplimiento de los mismos…

 

Al final de la represión-CAIDES- 7 agosto 2011

 

 



[1]
            Colectivo Acción Inteligente de Desempleados y Estudiantes, integrante del Comité por la Defensa y Justicia para el Municipio Autónomo de San Juan Copala y del Sector de Trabajadores de la Otra campaña

 

[2]
            Ver periódicos de Oaxaca, en sus declaraciones que realiza el día 17 de agosto del 2011, a casi 15 dias del asesinato de los compañeros